Fibra ÓpticaTechnology

La “República digital” de Cataluña avanza: ya tiene fibra propia para el 84% de la población

Publicado el

El control del sector estratégico de las telecomunicaciones es uno de los principales anhelos de muchos gobiernos y poderes fácticos a lo largo y ancho del planeta. En un momento en el que Internet ha convertido lo que solía ser un mensaje controlado y unidireccional en un diálogo en tiempo real con millones de personas, las redes de telecomunicaciones han pasado a ser un elemento clave de la sociedad. En Cataluña, la fibra óptica de la Generalitat ya llega a todas las comarcas y cubre ya el 84% de la población.

A finales de 2018, Jordi Puigneró, consejero de Políticas Digitales y Administración Pública de la Generalitat, anunció la apuesta del Govern para crear una República en la nube de internet. En ella no se descarta la creación de una moneda digital, el voto electrónico, la compartición de datos como el tráfico y otras muchas cosas más. Para ello, querían contar con una red de telecomunicaciones propia de la Generalitat. En referencia al 1-O, este destacó que existe “una España analógica domina muy bien la porra”, pero que “en el mundo digital los ganamos” en claro alusión al censo universal a través de conexiones móviles.

Cataluña ya tiene fibra propia para el 84% de la población

Para seguir persistiendo en este tipo de actuaciones, el Govern destina 16,5 millones de euros para extender 382 km nuevos de fibra óptica de la Generalitat para conectar todas las capitales de comarca del país y los municipios y polígonos industriales a su paso. El Departament de Polítiques Digitals i Administració será el encargado de llevar a cabo las obras que, una vez finalizadas, darán conexión a 6,4 millones de habitantes, lo que supone el 84% de la población de Cataluña.

fibra cataluña

En estos momentos, la Generalitat cuenta con conexión en 29 capitales de comarca. Al finalizar las obras, llegarán a las 13 restantes, es decir, Banyoles (Pla de l’Estany), El Pont de Suert (Alta Ribagorça), El Vendrell (Baix Penedès), Falset (Priorat), Gandesa (Terra Alta), Les Borges Blanques (les Garrigues), Moià (Moianès), Montblanc (Conca de Barberà), Puigcerdà (Baixa Cerdanya), Solsona (Solsonès), Sort (Pallars Sobirà), Valls (Alt Camp) y Vielha (Val d’Aran).

Por si llegar a las capitales fuera poco, el Govern quiere llevar la fibra a todos los municipios en 2023. Hasta el momento, se han desplegado un total de 4.900 kilómetros de fibra óptica de la Generalitat. La idea final de la Generalitat es tener un proyecto inspirado en el modelo de república digital de Estonia con los que se han reunido hasta en tres ocasiones.

¿Qué os parece el despliegue de fibra propia en Cataluña al margen de las operadoras tradicionales?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *